No dejar morir la poesía en Palma Soriano fue el sentir de sus poetas y escritores locales

dia-poesia-015Palma Soriano.- El  Día Mundial de la Poesía, este 21 de marzo,  fue recordado, en Palma Soriano, con un encuentro entre los hacedores, aquí, para festejar tan significativa fecha, muy vinculada al inicio de la Primavera.

Escritores, artistas locales, trabajadores de la cultura reservaron la tarde del viernes 20 de marzo, en el patio de la Casa Municipal de la Trova palmera  ¨Juan Guirola¨,  para compartir las lecturas poéticas, que desde  manera individual,  retratan la cotidianidad de su gente, amores y desamores, esperanzas, sueños, frustraciones, la naturaleza, el río Cauto y otros temas vitales para, de manera sublime y descarnada, transmitir un sentimiento o emoción.

Poetisas como Ideltrudis Rodríguez Estrada, Carmen Candiot, Alfredo Quintana, Jorge Félix González Oliva, Yánder Castillo, Marcos Hernández y otros presentes convirtieron  de forma grata el momento donde la risa, la trova, anécdotas y comentarios literarios no faltaron a la ocasión.

Por demás, se conoció la buena nueva del Gran Premio en género cuento para niños que alcanzara, recientemente, el jovencito Yánder Castillo (estudiante de quinto año de Periodismo) en el Encuentro Debate Provincial de Talleres Literarios, en la ciudad de Santiago de Cuba. Además  de reconocer al nobel su participación en crítica literaria.

La fecha propició hacer un homenaje a Amado Gual Cabrera y Teresita Espinosa, esta última fallecida hace dos años. Entonces los presentes recordaban que tuvo ella mucho trabajo escrito en prosa. Su libro ¨Presagio de una Certeza¨, señaló el escritor Alfredo Quintana es un libro de la inmediatez, nada escrito en el pasado, siempre en el hoy, la cotidianidad, puestos estos sentimientos de manifiesto en los cerca de 16 poemas que contiene el libro.

De no dejar morir la poesía en Palma Soriano fue el sentir de los presentes y de ello da fe aquellos versos del talentoso y premiado poeta, aquí, Rafael Leyva cuando dice: ¨Palma Soriano no me voy, no te dejo mañana¨.

La ocasión cerró con la lectura de los versos poéticos de la pieza titulada Con fuerte olor a mieles residuales de la desaparecida escritora local Teresita Espinosa Llórens que se estampan así:

Esta ciudad lejana, lejana del mar

Tiene en cambio, un fuerte olor a mieles residuales.

En ella oigo añejas historias

Narradas con rito y misterios

Por cuentistas y trovadores

Que hilvanan en un recodo las palabras

Siempre en derredor del parque

Sus calles, son cómplices,

Me han visto amada, amante.

Awquí una guitarra cantó para mi,

Aquí empapé de sudor mi camisa,

Aquí he tenido un hijo;

En mi ciudad

Que de historia y amor

Me habita el verso.

(Por y Foto: Marcia Jerez Valón)

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cultura y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s