La participación de todo el pueblo

elecciones-todo-un-pueblo-015Palma Soriano. – Acceder a un empleo, un seguro médico o simplemente un ingreso en un hospital, era antes del triunfo de la Revolución Cubana motivo de canje cuando se acercaban las elecciones. Se obviaba por completo el elemental derecho humano de contar con esos servicios vitales.

Estas “ayudas” que ofrecían los postulantes de entonces a la instancia que fuera, exigían a cambio la seguridad del voto no solo del necesitado, sino del resto de su familia.

Así crecían y se alimentaban las fraudulentas campañas electorales que vivía el país antes de 1959 en las que existían tantos partidos como corrientes políticas se quisiera.

Promesas tras promesas que se desvanecían tan pronto alcanzan el escaño político deseado y desde donde solo defendían sus intereses de lucro personal. Nada que ver con las demandas y necesidades de la mayoría.

Tan falsas como inseguras fueron esas aspiraciones que animaban a los políticos corruptos de la época quienes vieron desechas sus intenciones con el triunfo de la Revolución Socialista. Desde entonces el futuro se hizo cierto para Cuba y los cubanos.

Hoy, la democracia cubana no se limita al derecho ciudadano de depositar una boleta en una urna durante el proceso eleccionario. Va más allá. Incluye la participación en las decisiones de la vida del país: la igualdad de derechos de todos sin distinción, ni discriminación de ninguna índole en las actividades económicas, políticas y sociales.

Los comicios en Cuba son expresión en cada uno de sus pasos de la esencia democrática y genuinamente popular del sistema político, el cual se complementa con la activa participación de todo el pueblo en el ejercicio de las atribuciones y funciones de los órganos estatales que se constituyen.

Este 24 de febrero, fecha histórica para los cubanos, iniciarán en todo el país las asambleas de nominación de candidatos a delegados del poder popular a nivel de base. En ellas, seguiremos probando la trasparencia y estricto respeto por la legalidad socialista cubana, esa que seguirá siendo ejemplo para el mundo. (Por: Gleidys Sigas Pérez)

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Política y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s